Reapertura Museo de las Mujeres y Marqués de Sobremonte

Agenda 05 de marzo de 2021 Por Prensa Córdoba Cultura
La Agencia Córdoba Cultura informa que a partir del viernes 5 de marzo el Museo de las Mujeres (Rivera Indarte 55) reabre sus puertas al público con la exposición “Las orejas no tienen párpados”, un conjunto de cuatro muestras individuales de jóvenes artistas cordobesas. Con textos de Elena Anníbali acerca de las obras. 
Flyer

Las muestras pueden visitarse hasta el viernes 7 de mayo en el horario de martes a sábado de 10 a 19 hs La entrada es gratuita y, por protocolo sanitario, se adquieren exclusivamente de manera digital a través del sitio autoentrada.com

Para ingresar al museo se debe presentar, de manera digital o impreso, el código QR que entrega la plataforma.  Los códigos tendrán asignado un horario para la visita.  En el ingreso del museo se deberá llenar una declaración jurada, se tomará la temperatura y se sanitizarán las manos con alcohol. En todos los casos los visitantes deberán utilizar barbijo y respetar el distanciamiento.

 

A su vez, el sábado 6 de marzo el Museo Histórico Marqués de Sobremonte (Rosario de Santa Fe 218) dependiente de la Agencia Córdoba Cultura del Gobierno de la Provincia, estará abierto al público de martes a domingos de 10 a 19. 

La entrada es gratuita con reserva previa.

El Protocolo Sanitario establece que las entradas sólo se podrán adquirir a través de https://ventas.autoentrada.com/t/museos (disponibles a partir del viernes 5).

 

 

Museo de las Mujeres

Las orejas no tienen párpados

Quizás estas obras reunidas nos puedan recordar, entre otras cosas, la propiedad inmaterial del sonido y su poder para trasladarse, moverse por las salas de un museo que cada tanto quedan vacías o por un galpón metalúrgico, pegadas a una camisa o quedar flotando en el eco colectivo bajo el cielo de Tiwanaku. 

Curaduría: Laura del Barco y Cecilia Salomón

 

“Desarmario” de Constanza Ruibal |Textiles

Es una serie de procesos transdisciplinarios que abordan los vínculos experienciales del cuerpo y el vestuario a partir del trabajo colaborativo. Estos procesos se proponen como laboratorios de acciones en red que incluyen composiciones audiovisuales, talleres de experimentación, rituales cotidianos, intervenciones y trabajo en territorio.

La artista busca tomar contacto con saberes comunitarios, principalmente vinculados al textil, para manipularlos, confrontarlos y jugar con ellos. Entendiendo que existen relatos asociados al tejido como una trama de recuerdos que conforman nuestra identidad, con la idea de rescatar prendas y oficios tradicionales para abordar la memoria, la fragilidad y las zonas de ambivalencia. 

 

“ORRRTIGA” de Aylén Bartolino Luna | Instalación

La muestra está conformada por tres carteles/cortinas que pertenecen a un proyecto que sigue en construcción. Están realizadas con retales de material de la fábrica de sistemas enrollables en la que la artista trabaja como obrera metalúrgica. Buena parte de las frases incorporadas en este proyecto, provienen de ese ámbito. Algunas de ellas son insultos que circulan entre los trabajadores y otras incluyen fragmentos de canciones que Aylén escucha mientras desarrolla su labor.

El sonido ambiente que acompaña a las obras es un trabajo sonoro construido con samples tomados de 37 discos musicales grabados en vivo, de los cuales la artista extrajo los aplausos, los agradecimientos, los saludos, el griterío del público y los errores en las pruebas de sonido, descartando las canciones que motivaron la grabación original. Con esos recortes reunidos armé un audio en el que los festejos se continúan secuencialmente, a la espera de algo que nunca termina de comenzar.

 

“La puerta del Sol” de Agostina Rosso | Fotografías digitales

Este trabajo comenzó siendo parte de un proyecto fotográfico en los mercados de La Paz, Bolivia. El comienzo de estos registros coinciden, por azar, con un acontecimiento importante como fue la asunción del presidente Evo Morales, en 2015. El objetivo que motivó a la artista en este proyecto era tocar con la lente el “corazón del pueblo Boliviano”: su gente, sus calles, sus mercados, El Alto, donde se sostiene la identidad del pueblo, para llegar a un rito andino de profunda tradición indígena, dando por resultado el conjunto de fotografías que se exponen en el Museo.

 

“Elegía” de Constanza Pellicci | Proyección audiovisual e instalación sonora 

Ensayo performático y audiovisual que se desarrolla en las salas vacías del museo. Un cuerpo suena, deja ver y da a escuchar sus ecos, allí se componen relaciones poéticas con los restos de sonidos e imágenes que surgen al evocar la memoria del lugar.

A fines de 2020, desde el Museo de las Mujeres, invitamos a Constanza Pellicci a realizar una obra audiovisual en el museo vacío. Después de dos meses de trabajo junto con su equipo Constanza presentó en el YouTube del museo su obra “Elegía” que puede verse en el siguiente link: https://youtu.be/nK5LfFk28DM

 

Museo Sobremonte

Postales de la Colonia - Un recorrido por el Barroco colonial

En 1542 por decisión de la corona española, la ciudad de Lima se transforma en la cabeza política y administrativa del recién creado Virreinato del Perú, por ese entonces, un enorme territorio que incluía nuestro actual país. 

Cuzco fue el centro de la vida cultural que irradia antiguas tradiciones y nuevas corrientes artísticas y culturales al resto del virreinato. 

La ciudad de Potosí muy próspera por la explotación de las minas de plata se transformó en otro referente cultural siendo, debido a su riqueza, un activo centro tanto de producción como de consumo artístico.

Las misiones jesuíticas guaraníticas establecidas en la geografía de los actuales territorios de las repúblicas de Argentina, Paraguay y Brasil dieron lugar a una producción artística singular, quizá una de las más originales, debido al encuentro de diversas corrientes culturales.

Esta exhibición plantea un recorrido por las producciones de esos centros culturales que se enmarcan en lo que conocemos como barroco americano.

Este sincretismo dio lugar a una nueva identidad artística en todo el virreinato.

 

Nuestras Irreverentes del XIX

En el mes de la mujer, en el Museo Histórico Provincial Marqués de Sobremonte se podrá apreciar la instalación “Nuestras Irreverentes del XIX”.

Como un modo de visibilizar mujeres que rompieron el molde normativo de las damas argentinas del siglo XIX, durante el mes de marzo, exponemos sus rostros, sus palabras y sus acciones con una intervención en los patios de la casa museo.

Así, se podrán observar mujeres que, desde la ciencia, las armas o las letras ocuparon lugares que parecían naturalmente de los hombres y supieron instalarse como iguales en una sociedad nada preparada para ello.

Juana Azurduy, Julieta Lanteri, Juana Manuela Gorriti, Cecilia Grierson y otras, interpelarán al espectador y a cuestionarnos, como sociedad, la necesidad histórica de reconocer derechos e igualdades más allá del género.

 

Nuestras Irreverentes del Museo

Como un reconocimiento a un plantel mayoritariamente femenino del espacio, reconoceremos también a las trabajadoras que día a día hacen, guían, conservan, limpian, producen, cuidan, dirigen, valoran y gestionan el Museo Marqués de Sobremonte.

Continúa asimismo la muestra “Postales de la Colonia, un recorrido por al barroco americano”.  Esta muestra expone parte de la colección de obras de carácter religioso del Museo, nunca o muy pocas veces exhibida, provenientes de las escuelas cuzqueñas y de las misiones jesuíticas.

 

El Protocolo Sanitario establece

-Reservá tu entrada en el siguiente link  https://ventas.autoentrada.com/t/museos 

-Para ingresar al museo debes presentar, de manera digital o impreso, el código QR que entrega la plataforma. Los códigos tendrán asignado un día y horario para la visita. 

-Una vez en el museo, firmar declaración jurada, se tomará la temperatura y se sanitizará antes de iniciar la visita. 

-Utilizar barbijo y respetar el distanciamiento social.

-El guardarropa no estará habilitado, recomendamos asistir con bolsos pequeños y livianos.

-El recorrido total tiene un tiempo límite de 60 minutos, para evitar la aglomeración de personas en los distintos espacios. La circulación es unidireccional.

Te puede interesar